top of page
diplomado en costos junio.png

¿Continuará la Desinflación?

La inflación anual a la primera quincena de abril fue de 6.24%, la menor desde octubre de 2021, lo que confirma el punto de inflexión a la baja de los incrementos de precios.


La inflación subyacente (excluye energía, frutas y verduras, pecuarios) es de 7.75%, lo que también representa un descenso respecto a meses previos.


Llama la atención la moderación del incremento de precios de alimentos procesados, ya que en términos anualizados y ajustado por estacionalidad el avance es de 6.3%, lo cual es el menor dato desde abril de 2021.


La baja en curso de las cotizaciones de los futuros de maíz, trigo y soya avalan la expectativa de que la inflación de alimentos continuará a la baja en los siguientes meses.


Por otra parte, la inflación de servicios excluyendo educación y vivienda es de 3.4% anualizado en abril, una reducción considerable respecto al 7% al cierre del 2022.


Asimismo, el incremento de precios en mercancías en los últimos tres meses es de 5.9% anualizado, lejos del 9% alcanzado a principios del 2022.


Esta contención de los precios ya era previsible dada la estabilidad de los precios productor en los últimos meses, que se beneficiaron de la normalización de las cadenas globales de suministros, el ajuste a la baja de commodities y la apreciación del tipo de cambio.


Con precios de commodities a la baja, debido a una demanda global débil y un peso fuerte, luce factible que el proceso gradual de desinflación continúe.


Las presiones de costos podrían sin embargo continuar por el lado de costos laborales como resultado de una tasa de desempleo extremadamente baja (2.6%).

9 visualizaciones

Comments


bottom of page